Salud y tecnología

Artritis reumatoide ¿Qué es?

tiene cura la artritis reumatoide

La artritis reumatoide es una enfermedad autoinmune que causa que el sistema inmunitario no reconozca los tejidos de las articulaciones y los ataque

Sus causas son desconocidas y afecta a unas 200.000 personas en España. La artitis reumatoide es una enfermedad autoinmune que causa que los anticuerpos de nuestro cuerpo no reconozcan el tejido de las articulaciones y las ataquen causando inflamaciones, dolor y deformidades.

Además de la inflamación de las articulaciones, los síntomas más habituales incluyen rigidez matutina, deformidad de las articulaciones y reducción de la movilidad. Tiene una mayor incidencia en mujeres que en hombres, y suele hacer su aparición entre los 40 y 60 años.

Una enfermedad autoinmune

Las causas que llevan al sistema inmunitario a reaccionar de esta forma se desconoce por ahora, si bien se cree que se debe a una predisposición genética a la enfermedad, unida a un factor desencadenante que puede ser una infección, un traumatismo o incluso el tabaco. Puede aparecer en cualquier articulación -normalmente de forma simétrica- y en el 90% de los casos afecta a las manos y a los pies.

Al no reconocer el tejido de las articulaciones, el sistema inmunitario ataca la membrana sinovial, causando inflamaciones. Posteriormente atacan el cartílago y el hueso. Si la inflamación se mantiene durante un tiempo, causando cambios bioquímicos que llevan a los huesos a no mantener su posición fija, causando luxaciones y deformaciones.

Los anticuerpos viajan en el torrente sanguíneo, lo que puede hacer que ataquen también otros órganos, como las glándulas salivales y lagrimales, causando sequedad de ojos y boca. En el pulmón puede causar desprendimientos de la membrana pleural y nódulos reumatoides. También puede causar alteraciones en las paredes de las arterias, causando infartos a largo plazo.

¿Tiene cura la artritis reumatoide?

La artritis reumatoide no tiene cura y se trata de una enfermedad crónica. Sin embargo sí que existen diversos tratamientos con antiinflamatorios no esteroideos y con inmunosupresores que ralentizan el avance de la artritis reumatoide, disminuyendo los síntomas y evitando un daño permanente en las articulaciones.

Si la inflamación persiste también en alguna articulación también se puede actuar de forma local mediante infiltraciones. No existe un tratamiento que sea efectivo siempre, y es posible que los pacientes deban cambiar de estrategia a lo largo de la enfermedad.

Solo ACUNSA puede ofrecerle la última tecnología médica de Clínica Universidad de Navarra y darle acceso a otra forma de hacer medicina.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Infórmese sin compromiso sobre las pólizas de salud de ACUNSA
Solicite información